Carta abierta a Presidente Sebastián Piñera: Las necesidades de la gente por sobre todas las cosas


Con preocupación escuchamos desde el Frente Amplio su anuncio del día de ayer, de crear una comisión para revisar los criterios de admisibilidad de los proyectos de ley que tramita el Congreso.

Creemos que el momento crítico que enfrenta nuestro país exige que todos los actores políticos se enfoquen en resolver las apremiantes urgencias de la población: la pérdida de control de la pandemia de Covid-19, el hambre, el frío, la cesantía, la pobreza, el hacinamiento y la violencia contra mujeres y niños, que en la situación actual se agudizan. Tal como lo hemos sostenido permanentemente, ésta es nuestra preocupación principal y tenemos toda la disposición a trabajar en ello en conjunto y legislar en beneficio de las familias trabajadoras.

Hemos tenido diferencias con su Gobierno acerca de cómo avanzar en estos objetivos, y es el debate democrático el que debe zanjar estas diferencias. Por ello, nos parece sumamente preocupante el intento del poder ejecutivo de interferir en las facultades de otro poder del Estado, desviando el foco del debate de lo que debieran ser las principales preocupaciones de todos los actores políticos.

Frente a la aprobación de la ley que suspende el cobro de servicios básicos -cuya promulgación se encuentra frenada por su Gobierno- y la tramitación legislativa del postnatal de emergencia, dos proyectos que buscan responder a las apremiantes necesidades de la gente frente a la pandemia, su Gobierno en vez de dar respuesta a estas urgencias, prefiere polemizar con el Congreso Nacional e interferir en las atribuciones de un poder autónomo del Estado. Como bien sabe, la Constitución extremadamente presidencialista que nos rige, ya le entrega poderes exorbitantes al Ejecutivo en el proceso de formación legislativa, por ello, rechazamos categóricamente que en vez de utilizar estas herramientas -como la facultad de veto presidencial o recurrir al Tribunal Constitucional transparentando su posición respecto a estos proyectos de ley que han sido impulsados por parlamentarios de todos los sectores políticos, usted haya optado por un camino de confrontación directa con otro poder del Estado.

Vemos en esto una expresión más de la deriva autoritaria de su Gobierno, que ante las necesidades y propuestas de una mayoría popular postergada por la política durante los últimos 40 años, opta por clausurar el debate democrático.

Sin embargo, el pueblo ya nos ha demostrado que este modo de enfrentar los problemas no resolverá nada, y solo amenaza con seguir profundizando la desconfianza de la sociedad en las instituciones políticas. Para discutir sobre la distribución de poderes, tenemos por delante el proceso constituyente, abierto gracias a la movilización popular. En lo inmediato, requerimos una política que, en vez de seguir priorizando al gran empresariado, ponga en el centro las necesidades de las familias trabajadoras, de las madres y padres, de los niños y niñas, de las pequeñas empresas excluidas de los apoyos estatales y esperamos sinceramente que su Gobierno enmiende el rumbo
por el bienestar de la población.

Mesa nacional Frente Amplio.