Declaración pública de la mesa nacional del Frente Amplio por la jornada de protesta nacional


La situación política y social que vive el país es una clara señal de que el sistema neoliberal, mantenido por el duopolio todos estos años, ha hecho crisis. La ciudadanía movilizada lo puso en jaque. Hoy Chile requiere una nueva constitución, que solo es posible construirla de manera democrática y participativa a través de una Asamblea Constituyente.

Nos reconocemos como parte de los millones de chilenas y chilenos que están cansados de esta situación y hemos salido a protestar para terminar con los abusos que hemos vivido por más de 40 años. Hemos acompañado la movilización social, que es una clara expresión de malestar. Por eso, el Frente Amplio y sus autoridades continuarán junto a la ciudadanía movilizada, de manera activa y pacífica.

Nos sumamos al llamado de la Mesa de Unidad Social a movilizarse este lunes 21 de octubre, y adherimos a la convocatoria a todas las movilizaciones que hagan las organizaciones sociales y populares. Por tanto, llamamos a todas y todos los frenteamplistas a participar activa y pacíficamente en estas movilizaciones.

Nuestra misión en el parlamento es exigir el retiro inmediato de los militares de las calles para resguardar la Democracia y las libertades civiles. Acogemos el llamado del mundo social a solo legislar para terminar con el Estado de Emergencia y solo hacerlo sobre aquellos aspectos urgentes que aporten a resolver la actual crisis.

En ese sentido, mandatamos a la bancada del Frente Amplio y a todas y todos nuestros dirigentes políticos a construir condiciones para un diálogo democrático, lo que requiere, como mínimo:

1) La deposición del Estado de Emergencia en todo el país, el retiro de los militares de las calles y el término de la represión policial.
2) La participación en el diálogo de las fuerzas sociales que durante los últimos años han luchado por la ampliación de derechos sociales y que representan el descontento mostrado en las calles estos días.
3) Reabrir el debate de las reformas para asegurar derechos sociales, para lo cual es necesario el retiro inmediato de los proyectos de reforma tributaria y de pensiones, para dar pie a un debate democrático que incorpore las sentidas demandas de la ciudadanía.

Finalmente, como Frente Amplio tenemos la profunda convicción de que otro Chile es posible. Este es el momento de escuchar y acompañar las demandas ciudadanas que apuntan a un Chile con justicia social e igualdad de derechos.

Mesa Nacional del Frente Amplio